Ha salido publicada en la prensa escrita,  y seguro que en otros medios dada su trascendencia cuantitativa, la noticia de que miles de personas han visto embargadas sus cuentas por multas de tráfico, sin haber podido formular impugnación alguna contra las mismas por estar suspendidos los plazos administrativos.Y es verdad que choca porque cuando la Administración nos impone una sanción, ha de ser tras un procedimiento en el que tiene uno que poder efectuar alegaciones, es decir, defenderse, como  diríamos en lenguaje más coloquial. Esa garantía de audiencia no puede ser omitida so pena de nulidad. 

Una vez seguido el procedimiento, que en algunas materias como en tráfico es corto, la Administración resuelve acordando la imposición de la sanción correspondiente .Contra esa resolución podemos recurrir. Si dejamos pasar ese plazo, ya no podremos hacerlo y se abrirá el plazo para pagar voluntariamente. Hay algunas especialidades con el tema de la conformidad que no voy a tratar ahora. 

Con carácter general, la ausencia de notificación impide que la multa despliegue sus efectos. La omisión del pago en el periodo voluntario, presumiendo que uno está debidamente enterado (a través de la notificación o publicación en su caso), abre la puerta a que la Administración para utilizar su fuerza ejecutiva, es decir, el embargo en la cuenta. Y a partir de ahí, telemáticamente, entran en juego  las herramientas informáticas de recaudación ejecutiva de las que disponga el poder público.

Dicho esto, es cuestionable, o a mí me lo ha parecido, que en la situación actual de alarma y emergencia sanitaria, habiéndose dicho por activa y por pasiva que los plazos están suspendidos, se ponga en cuestión de esta manera el principio de confianza legítima de los ciudadanos. Como si todos y cada uno tuviéramos que se intérpretes de unas disposiciones que se han sucedido en el tiempo muy vertiginosamente y que hay que estudiar con extremo cuidado.

Por eso aún en el confinamiento, tenemos que prestar atención a estas cosas. 

Buenas tardes y buena suerte. 

Tags:

No responses yet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Archives